La forma en que tú puedes disminuir los factores de riesgo en la diabetes mellitus

La diabetes mellitus 2 y la diabetes tipó 1: ambas tienen un factor genetico hereditario, que es determinante para que se desarrolle. Sin embargo tú puedes disminuir los factores de riesgo de la siguiente manera.

1.    CONTROLANDO TU PESO.-  Para lograr un adecuado control de peso debes de mantener tú índice de masa corporal mayor a 18 y menor a 25.  Porque la obesidad aumenta de 200 a 400 más la probabilidad de desarrollar diabetes, en comparación de las personas con predisposición genética y en su peso normal.

2.     ELIMINA EL EXCESO DE CARBOHIDRATOS Y LIPIDOS EN TU ALIMENTACIÓN.  Consulta con un nutrióloga para que te ayude a calcular el aporte energético total a fin de mantener un peso recomendable. De acuerdo a tus condiciones especificas de salud y estilo de vida.

A manera de guía general: evita dietas menores a 1200 Kcal/día.

3.    IDENTIFICA CUÁL ES TU PESO IDEAL, DE ACUERDO A TU EDAD Y ESTATURA.  De acuerdo a tu peso ideal, el valor calórico total (VCT) diario de tus alimentos debe ser:

25-30 Kcal/kg/día PARA PERSONAS SEDENTARIAS

30-40 Kcal/Kg/día PARA PERSONAS CON ACTIVIDAD FISICA REGULAR.

De Ese valor calórico total, menos del 30% corresponde a las grasas. De las cuáles el 20% deben ser grasas poliinsaturadas, que se encuentran en los aceites vegetales, las nueces, el cacahuate, las almendras y demás semillas. También se encuentran en el pesado (omega 3).

Estas grasas te protegen en la diabetes y contra la

diabetes; porque sacan de los órganos el colesterol

malo e impiden que se pegue a las paredes de los

vasos sanguíneos.

Sólo el 10% o menos se debe ingerir de grasas saturadas: grasas trans, que se encuentran en las margarinas, productos horneados o fritos de la mayoría de los comercios de comida rápida; y cualquier producto con la leyenda

“Aceite parcialmente hidrogenado”.

De ese valor calórico el 50-60%  corresponde a los carbohidratos, predominantemente,  los complejos y enteros preferiblemente, sobre los carbohidratos altamente refinados. Porque la fibra de la cascarilla del grano, hace que sea más difícil para las enzimas digestivas, romper el almidón en glucosa.

Esto conduce a una baja y lenta absorción de los carbohidratos,  elevando más lentamente el azúcar en la sangre, con la consecuente producción de insulina más lenta en el páncreas.

Como resultado de ello, los islotes de Lanhergans trabajan a uh menor ritmo, sin excesivo desgaste, incrementándose su tiempo de vida y conservándose tu reserva pancreática por más tiempo.

No más del 15% de ese valor calórico, corresponde a las proteínas. 1.2gramos/kg de peso corporal/día.

Prefiere las carnes de pollo, pescado, res, cerdo en ese orden. Las carnes deben ser magras, es decir sin grasa.

Debes ingerir diariamente más de 35 gramos de fibras, preferentemente las de vegetales y frutas frescas.

4.    ACTIVATE Y REALIZA EJERCICIO DIARIAMENTE.  Por lo menos 30 minutos diarios de ejercicio. Si nunca has  realizado ejercicio. Comienza caminando a paso regular, sin paras y sin platicar por 10 minutos diarios por tres días consecutivos. Aumenta 10 minutos más de caminata cada tercer día. Concéntrate en tu respiración: inhalando por la nariz y exhalando por la boca, rítmicamente conforme tu cuerpo lo demande.

Asegúrate de usar zapatos cómodos y adecuados, además de escoger un sitio para caminar, que no implique riesgos para ti (caídas, tráfico automovilístico, terrenos irregulares o con maleza, fauna callejera agresiva, vandalismo….etc).

Un buen lugar puede ser un parque arbolado, pues además  la vegetación produce un efecto relajante.

Asegúrate de llevar una botella de agua para mantenerte hidratada, una toalla facial, para secarte el sudor de tu frente y evitar que caiga a tus ojos, pues puede irritarlos y disminuir momentáneamente tu visión.

También usar una gorra  para protegerte de los rayos del sol.

5.    Acude a tú médico y pídele ayuda, para controlar adecuadamente tu presión arterial, el colesterol y los triglicéridos. Y no lo sueltes hasta que estos parámetros estén bajo control.

La diabetes tipo 2, se puede prevenir si actúas a tiempo. Cerca de 9 de cada 10 casos pueden evitarse con:

  • Mantener el peso bajo control
  • Haciendo ejercicio regular y constantemente
  • Comiendo saludablemente
  • No fumar ni tomar bebidas alcohólicas.

Con estas medidas, no solo estas evitando ser un diabético más, sino que también devuelves tus niveles de glucosa sanguínea a niveles normales.

Y si ya tienes diabetes, puedes retrasar drásticamente las probabilidades de desarrollar complicaciones.

 

Anuncios

Acerca de La diabetes mellitus.

Elementos científicos en los cuáles puedes respaldarte, para la toma de decisiones en el caso de que estés en riesgo de padecer diabetes mellitus, o en la evolución de la misma. Este conocimiento elimina la angustia, el estrés y la incertidumbre de lo desconocido. Dándote serenidad para afrontar la diabetes de manera sabia e inteligente.
Esta entrada fue publicada en diabetes mellitus 2, diabetes tipo 1, diabetes tipo 2. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s